, ,

Riesgos para la salud del uso excesivo de WhatsApp


WhatsApp es la plataforma de mensajería instantánea más utilizada en los móviles de todo el mundo. El chat, de hecho, se ha vuelto crucial cuando hay que ponerse en contacto con alguien, no solo con amigos y familiares, sino también para asuntos laborales. Ya sea en la vida privada, en el trabajo o en el estudio, WhatsApp ahora ocupa un espacio central en nuestras vidas.

Dicho esto, como todo lo que rodea a la tecnología y su uso, tampoco WhatsApp está exento de riesgos. Hasta ahora, sin embargo, se han examinados los peligros relacionados con virus, acoso o estafas de varios tipos, como Olivia, o con juegos peligrosos como Momo. En cambio, los estudios para verificar los efectos del uso de WhatsApp en la salud de los usuarios han sido muy escasos.

 

 

Cervical

Ahora esta pregunta ha sido respondida por expertos del BLK Super Specialty Hospital, una institución médica con múltiples especialidades con sede en Delhi, India. A través de varios ensayos específicos, los investigadores demostraron cómo el uso intensivo de los teléfonos inteligentes, y de las aplicaciones de mensajería en particular, causa muchos problemas para el bienestar del cuerpo.

En concreto, los más perjudicados son los huesos de los dedos, así como áreas específicas de la columna vertebral, que pueden sufrir un daño considerable debido al uso no regulado de estas aplicaciones. Mantener una inclinación de la cabeza hacia adelante durante períodos prolongados obliga a los músculos del cuello, los ligamentos y los tendones a esforzarse. Esta postura se considera una causa de degeneración prematura de la columna vertebral.

Esta dolencia acaba de ser reconocida por primera vez como enfermedad profesional

 

Las patologías que pueden desarrollarse a raíz de este comportamiento son cervical, compresión de los nervios tendinosos ,túnel carpiano, síndrome del túnel cubital, dolor crónico de cuello (espondilitis cervical) y lesiones en los músculos de las manos. Así como tenosinovitis, una inflamación del músculo del pulgar. Los especialistas no indicaron el límite de tiempo en el uso de la plataforma que habría que respetar para evitar peligros.

Estos, sin embargo, son los daños colaterales de la difusión de las tecnologías en nuestras vidas. Como todo, incluso estos nuevos comportamientos que nos parecen inofensivos, en realidad tienen reflejos y consecuencias, tanto en el cuerpo como en la mente. La dependencia de las redes sociales y de internet ya ha sido clasificada por los psicólogos y los daños físicos también deberán tenerse en cuenta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *